Una semana y ¡Halloween! ¿Cómo vas a celebrarlo? Descubre todo lo que nosotros hemos preparado para una noche de infarto. ¿Te atreves a venir?

Las tinieblas se apoderan del ambiente. El naranja es el perfecto aliado del negro en la noche de brujas, fantasmas, esqueletos, vampiros y muertos. El miedo se convierte en protagonista. Es, sin duda, Halloween, esa festividad que, por influencia de las películas americanas, ha hecho mella en nuestra cultura, y ha llegado para quedarse. 

Esta celebración, dicen, es la noche del terror. Calabazas, arañas, sangre… tematizan una velada que, en muchos lugares, se acoge hasta con espectáculos que generan pánico y diversión a partes iguales. Su popularidad es tal que los niños esperan este día nerviosos y con ganas de pasarlo en grande disfrazados de aquellos personajes que monopolizan sus pesadillas. 

Manualidades de Halloween con el equipo de animación de AR hotelsImagen: La Abadia Dam 

Los peques, en suma, no pueden resistirse a las emociones que trae la fiesta de los muertos. Por ello, el próximo 29 de octubre, el hotel AR Diamante Beach se convierte en el castillo del terror con motivo de la fiesta de Halloween, cuya fecha oficial es el 31.

Es cierto, aquí los niños no podrán ir habitación por habitación reclamando truco o trato, pero tampoco les dará tiempo a pensar en ello. ¡Las actividades programadas son un auténtico espectáculo del entretenimiento más espeluznante!

Nada más entrar por la puerta, quedaréis abducidos por el piano bar. Y es que éste os llamará la atención por la temática decoración, la cual también adornará el buffet del restaurante. Con tan sólo los primeros pasos, estaréis rodeados de un ambiente sobrecogedor, pero esto no habrá hecho más que empezar.

El equipo de animación de AR Hotels os esperará con el show ‘Nightmare’, protagonizado por tres bailarines que, al ritmo de coreografías tematizadas, os dejarán con la boca abierta y los pelos de punta. Seguidamente, el espectáculo correrá a vuestro cargo, porque dará comienzo la fiesta de disfraces. Desenfunda tus galas del horror y prepárate para un desfile de lo más divertido. ¡Atención, porque el mejor vestido ganará un buen premio!

Manualidades de Halloween con el equipo de animación de AR hotelsImagen: Forbes Brasil

Vuestros estómagos también pasarán miedo. ¿Por qué? Porque el adornado buffet del restaurante de AR Diamante Beach incluirá postres de Halloween para niños y no tan niños, servidos por nuestros camareros disfrazados. ¿Os imagináis bizcochos con forma de calabaza, galletas de fantasmas o dedos de rosquilletas? Queremos sorprenderte y, por ello, todavía no vamos a desvelarte nada sobre nuestras recetas del terror. Eso sí, ¡cualquier cosa puede pasar!

Una semana queda para disfrutar a lo grande, pero si los peques ya están nerviosos y muertos de ganas, el equipo de animación de AR Hotels ha preparado las siguientes manualidades de Halloween para hacer en casa, porque preparar vuestro hogar para la ocasión también puede ser muy divertido. 

Manualidades de Halloween: cómo hacerlas

1 - Linterna de calabaza

Las linternas de calabaza, conocidas como Jack-O-Lantern, son las protagonistas de la decoración en cualquier fiesta de Halloween. Además, elaborándolas, los niños pueden aprender el nacimiento de la fiesta que, en contra de lo que muchos piensan, se remonta a orígenes celtas. Los materiales necesarios son:

  • Una calabaza.
  • Plantilla de papel.
  • Rotulador.
  • Una sierra pequeña.
  • Pala pequeña.
  • Un punzón.
  • Cinta adhesiva.
  • Una vela. 

Manualidades de Halloween con el equipo de animación de AR hotelsImagen: Pequeocio y Walking Dead

En primer lugar, hay que trazar un círculo con el rotulador en la parte inferior de la calabaza y, después, punzar sobre la línea.

Seguidamente, con la sierra, se corta sobre la circunferencia dibujada hasta quedarse con una especie de tapa compuesta de la piel. Ahora, con la mano se eliminan las semillas y los filamentos del interior, mientras que la pala se emplea para rascar y dejarlo todo limpio por dentro.

El papel sirve de plantilla para dibujar la cara que, finalmente, tendrá la calabaza. La lámina se pega con cinta adhesiva sobre la verdura y, con el punzón, se pincha sobre las líneas de dicha plantilla.

Posteriormente, hay que retirar el papel y emplear la sierra para cortar por el trazado.

Por último, se coloca la vela en el interior y se cierra la calabaza con la tapa obtenida al principio. 

2 - Araña negra

Los insectos son los seres vivos que más fobias generan, y la fobia es, al fin y al cabo, miedo. Por ello, estos animales nunca fallan en las fiestas más terroríficas. Arañas, cucarachas, moscardones… cualquiera sirve. Hoy nos vamos a centrar en las primeras. Para hacerlas, se necesita:

  • Periódicos viejos.
  • Cola para empapelar.
  • Papel o pintura de color negro.
  • Globo.
  • Tapones de plástico.
  • Palillos.
  • Cola caliente.
  • Rotulador permanente.
  • Pajitas.

El primer paso es hinchar el globo y, sobre él, aplicar cinco o seis capas de trozos de papel de periódico, unidos entre sí gracias a la cola de empapelar. La última de esas capas puede ser con papel negro, o bien pintar la estructura restante una vez se haya secado. Ahora, tan sólo queda decorar el resultado.

De esta manera, las pajitas se pegan al cuerpo para hacer de patas, por lo que hay que doblarlas por el muelle. Los tapones, por su parte, serán empleados para los ojos, así que se sitúan sobre la parte delantera y se dibuja, con el permanente, un punto. Finalmente, los palillos son los dientes.

Manualidades de Halloween con el equipo de animación de AR hotelsImagen: manualidadesinfantiles.org 

3 - Fantasma flotante

No hay Halloween sin fantasmas. Cualquier fiesta que se precie tiene uno de ellos, ya sea en la decoración o en los disfraces. Tenerlos de adorno es, de hecho muy fácil, pues tan sólo se necesita:

  • Tela blanca.
  • Cartulina negra.
  • Botella de plástico vacía.
  • Globo.
  • Cola blanca.
  • Alambre.
  • Tijeras y pegamento.
  • Cinta adhesiva.

Manualidades de Halloween con el equipo de animación de AR hotelsImagen: Fieltropiezos

Lo primero de todo es cortar la botella de plástico calculando el tamaño que se desea que tenga el fantasma. En ese agujero, se inserta el globo hinchado, uniéndolo con la cinta adhesiva. Posteriormente, se corta un trozo de alambre, que hará de brazos, por lo que hay que redondear las puntas y colocarlo entre el globo y la botella con más cinta. 

Más tarde, hay que mezclar la cola con agua en un cuenco, donde se mete la tela para que quede bien empapada con el objetivo de asegurar la rigidez después.

Una vez finalizado este paso, se debe poner la tela sobre la estructura creada en primer lugar, dando forma, especialmente, en la zona de los brazos. Así, hay que dejarlo secar durante cinco horas.

Transcurrido este tiempo, tan sólo queda retirar el maniquí pinchando el globo para que sea más fácil. Por último, se dibuja sobre la cartulina negra los ojos y la boca, que se pegan en el fantasma, y se pone un hilo para colgarlo del techo. 

Con todo ello, ya estáis más que preparados para vivir una noche de Halloween sorprendente y terrorífica, pero muy divertida. ¡Toc, toc! ¿Truco o trato? ¡Te estamos esperando para pasarlo de miedo!