Conocer los antecedentes de cualquier cosa siempre es interesante, y si esa cosa es uno de los vehículos más antiguos, rentables y evolucionados seguro que te encantará conocer todos sus secretos. ¿Quieres saber cómo ha evolucionado la bicicleta?

La bicicleta es uno de los medios de transporte más rentable, más responsable con el medio y uno de los más antiguos de la historia, tras el transporte de tiro y el barco de vapor. 
 
Con más de 200 años de historia, los cambios que ha sufrido este vehículo son muy avanzados para sus distintas épocas y sobre todo, decisivos para el papel que en la actualidad cumple y ocupa. La evolución de la bicicleta contada de otra manera

Si remontamos en la historia, encontramos la primera versión de la bicicleta fechada en 1839. 

Se hace referencia a la creación de Kirkpatrick Macmillan conocida como “Macmillan”, primera versión y referencia, por el simple hecho de que contaba con las características que la Real Academia Española detalla como significado de “bicicleta”:

1. f. Vehículo de dos ruedas, normalmente de igual tamaño, cuyos pedales transmiten el movimiento a la rueda trasera por medio de un plato, un piñón y una cadena.

Que cumpla los requisitos de tener pedales, un sillín y dirección no significa que fuera el punto de salida del invento, anteriormente ya hubieron indicios para creer que nació mucho antes, aunque fuera solo un prototipo. Incluso antes de la primera versión. Después los avances en la historia fueron muchosLa evolución de la bicicleta contada de otra manera

El primero que le dio “forma” a la bicicleta fue Leonardo Da Vinci, el cual dejó un legado un tanto especial, un boceto, que 300 años después se convertiría en una realidad, aunque un tanto transformada. La evolución de la bicicleta contada de otra manera

En 1790 ya apareció un precursor de este invento, el Conde francés Mede de Sivrac. Con su llamado Celerífero inició el camino del primer prototipo de este vehículo de dos ruedas. 

Creó un juguete pensado para ricos, en el que se representaba el cuerpo de un animal en la zona superior, donde se sentaba el conductor y contaba con dos ruedas alineadas, una enfrente de la otra. Su funcionamiento iba a través del impulso con las piernas. 

El siguiente avance más importante ocurrió en 1817, año en el que Karl Freiherr von Drais creó la “máquina de correr” o Draisiana. Fue una progresión de la anterior con la ventaja de poder dirigir hacia donde querías desplazarte. Para ello añadió un manillar convirtiéndolo así en el primer vehículo dirigible con dos ruedas en línea. 

Parecía que la moda se extendía por otros países. Desde Alemania hasta Francia e Inglaterra. El nuevo juguete para aquellos que tenían posibilidades era un pasatiempos que pronto se convertiría en un vehículo de transporte autónomo. 

20 años más tarde apareció la primera versión de la bicicleta, conocida como Velocípedo, de la mano de Kirkpatrick MacMillan,  el creador del movimiento a pedales. Fue el primer prototipo al que se le añadieron pedales. Y esto revolucionó la historia de la bicicleta. 

Tanto fué así que en 1863 la família Michaux (Pierre y su hijo Ernest) modernizaron el prototipo del velocípedo para convertirlo en la bicicleta moderna. 

Se asociaron con los hermanos Oliver y crearon la primera compañía de producción de bicicletas a gran escala conocida como “Michaux et Cie”. 

Avanzando 10 años en la historia, se dió a conocer lo que tenemos en mente como la “bicicleta clásica” entonces conocida como “Penny-Farthing” por la similitud de sus ruedas entre el penique y el cuarto de penique. 

Hasta entonces ya se habían introducido las ruedas metálicas. Eugènè Meyer patentó el mismo año la rueda de tensión de radios con estos ajustables que se puso en marcha con la “hi-wheel”. 

Esta nueva bicicleta derrochaba clase, era veloz y hacía más suave el viaje por el tamaño de su rueda delantera. 

Llegado el año 1885 los avances eran cada vez más notables. Apareció la Safety Bicycle. Un modelo pensado para la seguridad y el transporte de aquel que lo conduzca de la mano de John Kemp Starley. 

Una bicicleta con dos ruedas en línea, iguales y con un plus que sumaba valor al modelo: la transmisión en cadena. Dicha transmisión, a base de plato y piñón y el movimiento de la energía por pedales se introdujo un año antes en la indústria. 

Además de todo esto, Starley mejoró mucho más el invento colocando los pedales en el centro permitiendo así que todo el mecanismo fuera compacto y a la vez independiente entre sí. 

Se puede decir que la Rover Safety Bicycle es la madre de la bicicleta de hoy en día

Un par de años después, John Dunlop crea una cámara de aire compuesta de caucho que permitía proteger las ruedas de los impactos contra el suelo. 

Poco antes de pasar al nuevo siglo, se suma otro valor más al vehículo. Un valor necesario que permite controlar el ritmo de circulación y detenerlo en el momento que se precise. El freno. 

En 1893 aparecen los frenos de zapata y no es hasta 1897 cuando se introducen los frenos que ahora conocemos en la Recumbent Bike, la primera bicicleta con la conducción reclinada. En ese periodo de tiempo también se añade el cambio de marchas (1896- Edmund Hodgkinson).

La mejor forma de darle la bienvenida al siglo XX fue celebrando el 1º Tour de Francia. Este se celebró por primera vez en 1903, entre el 1 y 19 de julio. 

Para nada se parecía a lo que ahora conocemos como el Tour: menos etapas, muchos kilómetros en cada una, pocos participantes y bicis nuevas. Sí, bicicletas nuevas. Aparecieron las bicicletas de carreras. 

Los avances que se dieron desde entonces hasta la actualidad han estado más bien encaminados a aspectos técnicos y físicos, por ello la estética y las curiosidades en cuanto a resistencia y potencia son las protagonistas en los estereotipos que se dan a conocer desde este momento. 

El periodo de mayor progreso fue el comprendido entre los años 1960 y 1980. Se jugaba con la adaptación de los modelos de carretera y de montaña según las especificaciones del terreno. 

Diferentes tipos de bicicletas fueron surgiendo como la Mountain Bike, la BMX, conocida como la primera bicicleta para hacer acrobacias o incluso la Folding Bike, la primera bicicleta plegable

El proceso de evolución mejoraba con creces en cada uno de los añadidos hasta el punto de añadir la parte electrónica al vehículo. En 1992 apareció la E-Bike o Pedelec Bike

Una bicicleta que contaba con un motor que se recargaba a través de la energía que se creaba con el pedaleo. Actuaba como generador. Más adelante ha evolucionado hasta recoger la misma, de manera solar o por red eléctrica. 

Después de todo esto y haciendo un repaso a lo último en bicicletas, en 2014 se puso en marcha un proyecto que acercaba al ciclista a la sensación de estar conduciendo una moto, aunque el impulso se consigue con los pies, como en los viejos tiempos. Se llama FlizBike

La estructura es inversa, el conductor va tendido en el aire con un arnés con el eje de sujeción a sus espaldas. En la rueda trasera se pueden reposar los pies y permite una mayor velocidad e inclinación en las curvas. 

En cuanto a la última moda más 'eco', la bicicleta solar, puesta en marcha en todo el mundo como medio de transporte público. Una bicicleta disponible a partir de una cuota anual que permite cuidar el medioambiente. Además cuenta con un faro que se activa con la energía del pedaleo. 

Uno de los ejemplos disponibles es en ciudades como Valencia. 

Lo que está claro es que la bicicleta ha marcado tendencia a lo largo de su historia y se ha convertido en el vehículo autónomo más rentable y adaptable del momento. Sea cual sea tu afición, carretera, montaña, playa, y seas el público que seas, existe una bicicleta para tí. 

Igual que existe un lugar donde poder disfrutar de ella, con mar y montaña, con rutas especiales y hoteles con ofertas increíbles para tí ciclista. ¿Quieres conocernos?