En los entrenamientos, en las salidas, o incluso en las carreras, para mantener una estabilidad física en el ciclismo es necesario que sigas una buena alimentación antes, durante y después de cada entrenamiento¿Lo más importante? Que conozcas qué alimentos NO deben formar parte de tu menú ideal

Ciclismo en ruta, de montaña, descenso, triathlon… Sea cual sea la especialidad que practiques, tu dieta tiene que ser equilibrada y apropiada. Ya seas un profesional que conoce las rutinas alimenticias adecuadas, o un amateur que quiere acertar con un buen régimen debes saber algunas normas esenciales sobre la nutrición y el ciclismo. 

Debido al alto nivel de exigencia y desgaste físico y mental al que se somete al ciclista, se necesita una dieta equilibrada de tres componentes: carbohidratos, proteínas y grasas. En total deben dividir la dieta en la mitad para los carbohidratos y la otra mitad repartida entre grasas y proteínas, siendo las primeras un poco más abundantes.  

Ciclista, cuida tu dieta en el entrenamientoLos ciclistas deben tener en cuenta en su alimentación dos aspectos fundamentales:
El primero, ingerir todos aquellos alimentos que les proporcionen la resistencia necesaria para pedalear (carbohidratos), porque retrasan la fatiga y mejoran el rendimiento.
Y el segundo, asegurar que la potencia que aportan estos carbohidratos no decaiga durante la marcha (grasas). El tercer escalón (proteínas) queda como un complemento o como una reserva de energía por si los elementos anteriores fallan. 

Existen ideas equivocadas sobre la ingesta de grasas y productos hipercalóricos para practicar este deporte. Tanto para los ciclistas como para cualquier persona que no realice deporte, hay alimentos que no benefician la salud. Estos son:

-Bebidas alcohólicas. La explicación es muy sencilla. El alcohol, lleva azúcar y no es beneficioso para el deportista. Además, su consumo daña el hígado y deshidrata. ¿Quieres beber alcohol? Puedes tomar una cerveza, un vaso de sidra o una copa de vino tinto. Pero no abuses. 

Ciclista, cuida tu dieta en el entrenamiento

-Fiambres. Asegúrate de que compras género natural. Los que encontramos en los supermercados son totalmente desaconsejables. Debido al proceso de industrialización al que se someten estos productos acaban convirtiéndose en todo menos en alimentos saludables. Si no lo crees compruébalo en las etiquetas.

Ciclista, cuida tu dieta en el entrenamiento

-Bollería industrial y “chuches”. No hace falta explicación ¿verdad? Grasas saturadas, azúcares vacíos, colorantes… Si te apetece dulce, ¡come fruta!

Ciclista, cuida tu dieta en el entrenamiento

-Caviar. Puede que este alimento no se encuentre en tu menú de todos los días, pero no está de más advertirte del alto nivel de colesterol que posee (244 calorías/100g). Se recomienda tomarlo en carreras de fondo si no tienes otro alimento al alcance. 

Ciclista, cuida tu dieta en el entrenamiento

-Salsas. Si están embotelladas, olvídate de ellas. Tienen alto contenido en calorías, azúcares añadidos, aditivos, conservantes, colorantes… Un cóctel molotov para tu organismo y una apuesta segura si quieres subir unos kilos. 

Ciclista, cuida tu dieta en el entrenamiento-Aperitivos salados. Picoteo, papitas, cortezas, … Ese complemento de los domingos al sol acompañado por una cervecita está totalmente prohibido. Si quieres ser un deportista con una dieta equilibrada, claro. Son aditivos que buscan matar el “gusanillo” pero es mejor que apuestes por lo natural (frutos secos sin tostar, aceitunas…) 

Ciclista, cuida tu dieta en el entrenamiento-Refrescos. Volvemos a los azúcares. Pero no solo eso. A ellos súmale el gas carbónico, más aditivos, la cafeína… Y no creas que por escoger la opción “light” o “zero” va a ser mejor, al contrario, le sumas un alto nivel de edulcorantes artificiales. Conclusión: descartado de la lista. 

Ciclista, cuida tu dieta en el entrenamiento-Viandas de cerdo. Evítalas. Lomo, chorizo, salchichón, … Todos los productos embutidos que proceden de este animal son una bomba de grasas saturadas y colesterol. 

Ciclista, cuida tu dieta en el entrenamiento-Comidas preparadas. ¿No tienes 5 minutos para hervir un cazo de arroz? ¿o un poco de pasta? Pues cuando tengas tiempo déjate un ‘tupper’ con comida lista para próximos días y elimina de tu “dieta” todos esos alimentos envasados que solo tienen más de ‘todo’ lo que no debes comer. 

Ciclista, cuida tu dieta en el entrenamiento-Azúcar blanco. A pesar de no contener un alto nivel de calorías por 100 gramos, al ser un carbohidrato sencillo el organismo lo absorbe muy rápido y puede desencadenar en una ‘pájara’ en toda regla. Utiliza miel o Stevia si eres goloso pero te quieres cuidar. 

Ciclista, cuida tu dieta en el entrenamientoCon estos consejos, una buena dieta y practicando deporte constantemente conseguirás los objetivos que te propongas. Combina una buena alimentación con alguna escapada en grupo a alguno de los mejores destinos para practicar ciclismo de la costa levantina y seguro que tu plan ¡va sobre ruedas!